Medio Ambiente

Sea Shepherd denuncia el ataque de un ballenero japonés en el Antártico

Sídney (Australia), 20 feb (EFE).- La organización ecologista Sea Shepherd denunció hoy que dos de sus barcos fueron “embestidos” por balleneros japoneses en el Océano Antártico, lo que dañó ambas embarcaciones aunque sin causar heridos

Según Sea Shepherd, el ballenero nipón “Nisshin Maru” chocó deliberadamente contra sus barcos “Steve Irwin” y “Bob Barker” y les ordenó abandonar el área.

“El Nisshin Maru ha embestido al Steve Irwin y al Bob Barker, pero ambos barcos se mantienen en sus posiciones”, escribió el capitán Paul Watson en su página de Facebook.

“El Bob Baker está luchando contra el agua en el cuarto de máquinas”, añadió en su escueto mensaje.

El portavoz de los ecologistas, Jeff Hansen, explicó a la radio australiana ABC que el “Steve Irwin” tiene daños en la popa y en el lado derecho del casco.

Hansen también denunció que los guardacostas japoneses arrojaron granadas de aturdimiento contra la tripulación.

Campaña “Tolerancia cero”

La presente campaña de Sea Shepherd contra los balleneros japoneses en la Antártida, denominada “Tolerancia Cero” y en la que participan cuatro embarcaciones y 120 activistas, es la mayor realizada por la organización ecologista.

A principios de mes, un barco japonés entró en una zona económica exclusiva australiana en el Antártico cuando perseguía al “Bob Barker”, días después de que este lograra interceptar al “Nisshin Maru”.

El año pasado Japón no pudo cubrir un tercio de su cuota de capturas, fijada en 900 ballenas, debido al mal tiempo y a los dos barcos de Sea Shepherd, que persiguieron a los barcos japoneses a lo largo de 27.000 kilómetros para impedirles la pesca.

Australia, Estados Unidos, Holanda y Nueva Zelanda instaron a los ecologistas a adoptar una actitud responsable esta temporada en aguas de la Antártida, donde Sea Shepherd ha protagonizado en ocasiones anteriores abordajes, lanzamientos de ácidos corrosivos o encadenamientos de sus activistas a los balleneros japoneses.

Japón abandonó la caza de ballenas en 1986 tras una moratoria internacional, pero la retomó un año después tras alegar motivos científicos y fletó expediciones a la Antártida en nombre del Instituto de Investigación de Cetáceos. EFEverde

Fuente: EFEverde

Noticias relacionadas

Australia condena la entrada de un ballenero japonés en sus aguas del Antártico

Sídney (Australia), 1 feb (EFEverde).- Australia condenó la entrada de un barco de apoyo de la flota ballenera japonesa en la zona económica exclusiva australiana en el Océano Antártico, informaron hoy medios locales. El ministro australiano del Ambiente, Tony Burke, confirmó en un comunicado la entrada del barco japonés a aguas australianas e informó de […]

Ver Más
Encontrado un pez con radiactividad 2.500 veces superior al límite legal en Fukushima

TOKIO, 21 Ene. (EUROPA PRESS) – La Compañía de Energía Eléctrica de Tokio (TEPCO) ha informado este lunes de que ha encontrado en el muelle de la planta nuclear número uno de Fukushima un pez con un índice de radiactividad 2.540 veces superior al límite legal establecido por el Gobierno japonés, según ha informado la […]

Ver Más
Captan las primeras imágenes de un calamar gigante en el fondo marino

Tokio, 8 ene (EFEverde).- La cadena japonesa NHK y la estadounidense Discovery Channel han logrado grabar por primera vez en las profundidades marinas al calamar gigante, uno de los animales más misteriosos del mundo, informó este domingo la cadena pública nipona. Un equipo de ambas televisiones, con la colaboración de miembros del Museo Nacional japonés […]

Ver Más